martes, 20 de febrero de 2007

Pastel de manzanas de la reina de las manzanas

Es una receta tradicional, de las de siempre, de las que se medían en tazas y cucharadas. Es de esas recetas únicas con sabores caseros y auténticos. Recogida del foro de mundorecetas.com, creo recordar, y espero no equivocarme, que es original de Bárbara. Toda una joya de la cocina de toda la vida, sencilla y con un gusto especial a manzana.


Ingredientes

1/2 taza de harina de trigo normal
1/3 taza de azúcar
1 cucharada de levadura química en polvo.
1/8 cucharada de sal.
1 cucharada de extracto de vainilla líquida
2 huevos grandes, ligeramente batidos
2 cucharadas aceite de oliva no virgen
1/3 taza de leche
6-8 manzanas grandes. Yo empleo reinetas, que por su ligera acidez son estupendas para la repostería.

Para el glaseado

1/3 taza azúcar.
1 huevo, ligeramente batido.
3 cucharadas de margarina o mantequilla sin sal.

Nota: una taza suelen ser entre 235 y 250 ml de líquido, una taza de azúcar unos 225-250 gr., una taza de harina entre 120-150 gr. Lo mejor es tomar una referencia de líquido como 250 ml, por ejemplo, y a partir de ahí medir el resto de ingredientes.
Una cucharada, unos 15 ml; una cucharilla unos 5 ml; 3 cucharillas, 1 cucharada;...


Elaboración

(1) En un bol mezclamos bien la harina, el azúcar, la levadura y la sal.

(2) Se añaden los huevos ligeramente batidos, el aceite, la leche y la vainilla. Mezclamos enérgicamente hasta que salgan burbujas.

(3) Cortamos las manzanas sin piel ni corazón en lámina finas y, a medida que vamos cortando, para que no se oxiden, añadimos a la mezcla anterior. Deben quedar perfectamente sumergidas.

(4) Vertemos en un molde desmoldable, engrasado y enharinado e introducimos en el horno precalentado a unos 200º durante unos 25 a 35 minutos, hasta que la superficie quede dorada y algo firme al tacto. Puede taparse la superficie con papel de aluminio para que no se queme, dejándolo unos minutos al final para que se dore un poco. En mi caso, no es necesario.

(5) Glaseado: mezclamos el azúcar, el huevo y la mantequilla derretida. Volcamos la mezcla sobre la superficie del pastel y devolvemos al horno 10 minutos más.

Desmoldamos y a comer.

Es un pastel con un alto sabor a manzana y, según dice la receta original, puede realizarse con peras. Yo no lo he probado.

4 comentarios:

Mariana dijo...

Buenas noches, menudas recetas que has puesto. Son las tres cosas que más me gustan. El arroz tiene una pinta fantástica, se lo he enseñado a mi marido y dice que lo haga volando. La tarta me comería un buen trozo y las galletas sensacionales me encanta todo lo que lleva coco.Supongo que quedan crujientes, pero quería saber si al día siguiente aún están crujientes o se ponen un poco blandas, porque a veces lo que lleva claras hace que se reblandezca. Cuando hago cocos en el día están buenísimos `muy crujientes pero al día siguiente ya se ponen un poco blandos y ya no me gustan tanto.¿Tú sabes cómo puede evitarse que pase eso?

Harry Haller dijo...

Sí, por desgracia se reblandecen algo. Recién salidas del horno están blandas, después crujientes y pasado el tiempo se reblandecen algo. Pueden aguantarse aceptablemente si se introducen en esas latas para galletas o en un bote de cristal hermético, que no les dé el aire.

c de cocina dijo...

Vaya pintaza, me encanta este pastel, con lo que me gusta la manzana...ummm. Es mi pastel ideal.
Muchas gracias por compartir.

carmen trigueros montero dijo...

buenisima, la prepare el otro dia y es la tarta de manzana más buena que he probado,y he probado muchas, ya sera mi tarta de manzana, para repetir, de verdad estupenda, gracias por la receta

Publicar un comentario en la entrada

Opina, pero con respeto para tod@s. Nadie es perfecto.