domingo, 28 de abril de 2013

Tarta mousse de tres chocolates (o casi)

Tarta mousse de tres chocolates (o casi)


Tarta mousse de tres chocolates (o casi)

Tu cara me suena (o casi)

Tarta mousse de tres chocolates (o casi)

Para ver la receta original pasa por http://www.pepinho.com
Era mi idea inicial diseñar una tarta con la variedad cromática de un San Marcos pero totalmente diferente (o casi): con mousses de chocolate negro, blanco y un bizcocho genovés de almendra, que técnicamente se suele llamar bizcocho Gioconda (Joconde). La única concesión al San Marcos es la cobertura de crema yema, que reemplacé por mi idea inicial de glaseado de chocolate para darle más contraste, cromático y de sabor, sobre todo.

Como en esas encuestas telefónicas valorativas (“satisfecho”, “nada satisfecho”, “muy satisfecho”,…), el resultado lo podría calificar de “muy satisfactorio”, siempre que tengamos la paciencia para esperar uno o dos días antes de probar la mousse. Como sabéis, las mousses son ese tipo de platos que mejoran su sabor y textura con el paso del tiempo, algo que podría sucedernos también a nosotros, que ganamos en sabor (y saber) pero perdemos textura. Algunos lo perdemos todo, hasta la amistad y la memoria de los otros.


Debo admitir un pequeño error en el cálculo de las cantidades iniciales para el bizcocho, pues mi primera idea era crear tres capas de bizcocho, añadiendo una capa más entre las dos mousses. Por falta tiempo y cansancio (no sé qué predomina más), no quise (o pude) hacer uso de ese tiempo para preparar esa capa intermedia y, una vez comprobado el resultado, creo que quizás la suerte haya estado de mi parte. Me quedo con la duda. Siempre podréis probar a hacerlo con tres capas utilizando las cantidades de los ingredientes del bizcocho indicadas entre corchetes.

Tarta mousse de tres chocolates (o casi)

Me gusta usar moldes rectangulares o cuadrados para las mousses. Los que tengo son demasiado grandes o demasiado bajos, por lo que suelo construir un molde de menor tamaño, de unos 20x20 cm2, hecho con cartón proveniente de cajas de galletas (las que uso como base para las tartas de queso) y láminas de transparencias para adherirlas al interior del molde. Por supuesto, también puede usarse un aro o un molde circular desmoldable, más práctico y rápido. Las medidas de los moldes, cuadrado y circular, las he indicado en la descripción de la receta.

Este tipo de postres no son nada complejos, más bien sencillos para un@ asidu@ cociner@ sin demasiada experiencia en repostería. Sólo se requiere un poco de paciencia para hacerlo en etapas y conseguir que los elementos que la componen no se hayan comido por el camino. Es una cuestión de fuerza de voluntad. Como la imposible llegada a casa de ese pan recién hecho.

Tarta mousse de tres chocolates (o casi)

El sentido del Universo y todo lo demás (segunda parte)

Intenciones. No se puede vivir de intenciones pero, si mi intención inicial era publicar una receta salada, de esas divertidas que ya han sido retratadas y sólo les falta una capa de barniz con una presentación somera, el (largo e infinito) período de tiempo que ha transcurrido desde la publicación de la última entrada me ha “obligado” a publicar otro postre. Lo siento por aquell@s que deseen ideas para cocinar durante el día a día o están cansad@s de tentar y alimentar al organismo con esas dosis de felicidad que proporcionan los postres con chocolate y que suelen llevar a romper con los estereotipos físicos que esta sociedad impone. Lo siento, me lo pide el cuerpo.

Llegará un día, lo sé, en que las intenciones sean algo más que eso y mi vida no sea como una caja de bombones, porque yo sí sé (y sabré) qué me va a tocar. ¿Qué te pasa? Será la primavera.
Felices días.

12 ng/mL. Un olor que no huele

Me baja la ferritina (¡ay! me baja la ferritina), cuando te miro y no me miras (¡ay! cuando te miro y no me miras), y no lo sirve la Aspirina ©, ¡no!, ni un suero con penicilina. Es un amor que contamina. ¡Ay! me baja la ferritina…
metáfora


Tenía que haber razones físicas para este estado de decaimiento, de permanente desinterés, apatía, pérdida de ánimo, agotamiento, esa falta de fuerza. Siempre está la ciencia para explicarlo todo, hasta ha querido buscar las razones ¿objetivas?, hormonales y orgánicas, para el amor.
Sigo pensando que hay algo que la ciencia no puede explicar. Quizás algún día lo haga, pero no ahora. En realidad considero que todo tiene explicación, aunque muchas veces no lleguemos a entenderlas. Me gusta “creer”, pensar (¡Yo! ¡Un incrédulo!), que hay algo etéreo que nada tiene que ver con lo divino y que, todavía por descubrir, crea esos vínculos indescifrables. ¿A qué huele el amor? Eso es, un olor que no huele pero se siente.
Una persona de ciencia sólo puede dar razones científicas o, como mucho, emocionales. Hoy, un día más, me quedaré en las emociones.

La primavera. Me está costando escribir, esa apatía y desgana me está marcando el camino durante las últimas semanas. Es difícil enfrentarse con ganas a la publicación de una receta abstrayéndome de la sustancia que me rodea. ¡Parece todo tan sencillo!, y lo es. Desde fuera es todo muy sencillo, insignificante, pero hay que estar dentro. Dentro de esto que algunos llaman cuerpo.

Por lo menos hace sol. Aunque nos vuelven a pronosticar más agua y frío para el fin de semana. Digamos lo que digamos, por muy poca memoria que tengamos, en Galicia llueve todos los meses y durante el invierno puede hacerlo casi todos los días.
Santiago siempre está entre las dos o tres ciudades más lluviosas de España, junto con Vigo, si bien en cuanto a menos horas de sol suelen ganarlos (por poco) las ciudades del norte de España (Santander, Donostia,...). Cuando viajo y me hablan de lluvia siempre les digo que (casi) nunca lo hará más que en Galicia, por lo menos de modo tan continuado. Y así sucede.
En muchas películas norteamericanas suelen referirse a lo mucho que llueve en Seattle. Por lo que he podido comprobar, la lluvia total anual acumulada no suele llegar a los 1000 mm, que es menos de la mitad de los índices registrados en Santiago de Compostela.
Por lo menos, hablar del tiempo hace que mi cerebro se evada y se ausente por unos minutos de este estado debilidad.

Son varias las claves para la obtención de ese estado de ánimo deseable, de la desaparición de esta saudade. Ser consciente de tener un problema o creer conocer algunas de las medidas correctivas puede ser un buen punto de partida.

La luz. Para eso sólo hace falta que pase el tiempo y este eterno invierno desaparezca por completo. Algo que no está en mis manos ni en las de nadie.

Tarta mousse de tres chocolates (o casi)

Alimentación. Una dieta sana y equilibrada, organizada. Es curioso, pero creo que los postres han sido (y son) bastante necesarios en mi dieta. Los había apartado durante una temporada por falta de tiempo y creo que eran una de las principales fuentes de proteínas e hidratos de carbono que necesitaba para corregir las carencias derivadas de mis excesos físicos. Las proteínas de los huevos y la leche, los hidratos de las harinas y azúcares, complementaban mi dieta de tendencia vegetariana (sin serlo). Además, en los postres (en las versiones no publicadas) casi siempre intento evitar el uso de mantequilla, que sustituyo por aceite de oliva u otra materia grasa de origen vegetal. La fruta también es otro de los pilares que han sostenido mi dieta y que por temas de tiempo había aparcado. (…)

Descanso. Teo, no te deberías despertar a las cinco de la madrugada, como hoy. Pepinho, debías haberte acostado antes.

Deporte. Sin excesos. Otra tendinitis, y van dos en un año. Hasta ahora, nunca habías tenido ninguna. Los estiramientos y el descanso ayudaban, ahora este ritmo de vida parece facilitarlo. No es la edad, no del todo, es el descanso.

Tarta mousse de tres chocolates (o casi)

Amigo amado

Creo que empiezo a ser consciente de estar expresando demasiado mis emociones abierta y públicamente. Por una vez, casi pediría que no se leyese o (mejor) que no se comente nada al respecto. Entonces, ¿por qué lo haces? Porque necesito sentir que alguien me escucha, me lee. Porque soy patético, porque no tengo amig@s de verdad.

Amistad. Acostumbro a decir que, cubiertas las necesidades básicas (comida, vivienda,... compañía), todo lo demás es regalado y, muchas veces, incluso son un obstáculo a nuestra felicidad. La compañía, sentirse acompañado, y la amistad, un/a confidente comprensivo, creo que es tan importante como otras necesidades que consideramos esenciales. Es por ello que muchas veces me veo en la necesidad de expresarme con tanta vehemencia, unas veces cómplice y otras demasiado permeable.

Sé que muchas veces sorprendo a mis interlocutores, no sólo aquí, por ese exceso de sinceridad y franqueza. Como si me hubiese tomado el suero de la verdad o, como “alguien” me ha llegado a insinuar en algún mensaje, me hubiese tomado un chupito de crema de orujo. No es muy “común”, término que prefiero a “normal”, que las personas se muestren o expresen ante los demás de un modo tan abierto, desnudo. Eso nos hace mucho más vulnerables a los ataques pero más seguros de nosotros mismos.
Prefiero no preguntarme qué piensa quien lee estos mensajes (el de hoy bastante difuso, descentrado y desconcertante), hasta yo mismo me alarmaría si me releyese o reflexionase sobre lo escrito. No es muy usual mostrarse así. La falta de descanso (también) es un factor que ayuda y multiplica la pérdida de ese contacto con la realidad y de lo socialmente establecido. Imaginaos cuál sería vuestro estado después de dormir sólo unas pocas horas durante un período relativamente grande de tiempo.
Tarta mousse de tres chocolates (o casi)


Últimamente me veo tan cerca del “fin”, del fin de algo, que he llegado a un estado de relativización que asusta (es sólo una sensación, quizás derivada de todo “eso” que me rodea), marcando claramente los hechos que realmente son importantes en la vida. ¿Habéis pensado cuál sería vuestro comportamiento si os vieseis cerca del fin? ¿Qué es lo realmente importante? Para mí esto es sólo un grano de arena en el desierto, aunque, por supuesto, cada grano es importante y ayuda a formar ese todo.

Estoy divagando exageradamente porque me cuesta enfrentarme a lo que realmente debo admitir: la pérdida de la verdadera amistad. Una necesidad de todo ser humano y que por circunstancias de la vida, apoyadas por mi actitud y timidez para las relaciones sociales, he ido perdiendo con el paso del tiempo. Lo que no se alimenta acaba muriéndose.
Envidio a M por su facilidad para entablar (nuevas) “amistades” y establecer relaciones sociales, para formar parte de un grupo. Ella no tiene ese problema, tiene “WhatsApp”, el gen “WhatsApp”.

No sé cuándo se perdió todo. Quizás cuando tuve que dejar mi pueblo para ir a estudiar, cuando empecé a trabajar, cuando dejé de llamar a mis amigos, de enviar postales navideñas o, simplemente, cuando decidiste darlo todo por otra persona.
Por lo menos, últimamente me siento más aceptado y comprendido por mis compañeros y que, aunque sólo me conozcan un poco y en una ínfima faceta de mi vida, de vez en cuando te ofrecen un apoyo, ayuda, tolerancia y comprensión que no he encontrado en otros ámbitos de mi vida.

Lo más doloroso no es eso, la pérdida de la amistad. Es ver que, pese a las continuas llamadas y permanente interés por tu familia, notas como día a día se va ensanchando ese espacio que nos separa y que los que antes eran tus confidentes parecen escuchar voces de desconfianza a sus espaldas. Que lo único que no se olvida es lo que se escribe o se alimenta día a día. Lo demás, pasado y, con suerte, recuerdos. ¡Memoria! Sólo pido memoria.
Disculpen.

Tarta mousse de tres chocolates (o casi)

Post Data

C, me han hecho llegar tu mensaje. Gracias, de corazón. Prometo respuesta en cuanto se termine esta melancolía. No quiero emborronar un email, no sería la primera vez.

Tarta mousse de tres chocolates (o casi)

Yo recomendaría preparar previamente (un día antes) las capas de bizcocho para que el proceso de preparar las mousse y ensamblaje sea más rápido.
La cobertura de crema yema la haría después de haber congelado la tarta.
Este postre gana sabor y textura después de 24 o 48 horas de reposo en el frigorífico, por lo que creo que lo ideal es preparar los bizcochos un jueves por la noche; las mousse y el ensamblaje un viernes (o sábado por la mañana) y la cobertura un sábado por la noche. Estaría perfecta para desmoldar y cortar el domingo. Ya digo, es sólo una opinión para l@s que no tenemos demasiado tiempo, que somos much@s.


Tarta mousse de tres chocolates (o casi)

Bizcocho genovés de almendra/ Bizcocho Gioconda

Entre corchetes las cantidades para tres planchas de 20x20, o algo más, 21x21 cm2. Si no se dispone de molde rectangular (o tiempo para hacerlo con cartón y láminas, como yo ;-)), puede usarse un molde circular de unos 22,5 a 23,5 cm de diámetro.

  • 90 gr. de almendra molida. [135 gr.]
  • 90 gr. de azúcar polvo (lustre), he sustituido unos 7 gr. por azúcar invertido. [135 gr.]
  • 25 gr. de harina [36 gr.]
  • 120 gr. de huevo (2 grandes) [180 gr.]
  • 18 gr. de mantequilla fundida. [27 gr.]
  • 80 gr. de claras (2 grandes) [120 gr.]
  • 12 gr. de azúcar [18 gr.]

(1) Precalentamos el horno a unos 200-210 ºC. Lo usual es hacerlo a mayor temperatura, rondando los 220-230ºC, en este caso prefiero hacerlo a algo menor temperatura para que no lleguen a tostarse los bordes y quede más jugosa. Para gustos y, sobre todo, usos.
Mezclamos la almendra molida con el azúcar polvo (y azúcar invertido si lo usamos), la harina y huevos (primero añadimos un huevo y el restante sucesivamente). Montamos con las varillas durante unos 8-10 min., hasta doblar su volumen. Retiramos un poco de la masa (1/4, o menos, aproximadamente) y mezclamos con la mantequilla fundida. Disolvemos la mantequilla en esa masa y mezclamos ambos preparados.

(2) Por otro lado, levantamos las claras con el azúcar normal, el último (12 gr-18 gr), añadiéndolo en dos veces cuando las claras están a medio montar. Montamos las claras hasta que hasta que queden bien firmes y las añadimos delicadamente sobre la mezcla, de abajo hacia arriba y de modo envolvente. Podemos añadir al principio un poco de las claras montadas para ajustar las densidades y el resto de modo más cuidadoso. La técnica para hacerlo es removiendo con una espátula de silicona, de abajo a arriba, mientras giramos el recipiente con la otra mano.

(3) Extendemos la masa sobre unas planchas de hornear, de silicona o (mejor) papel de horno, formando dos o tres planchas cuadradas de algo más de 20-21 cm de lado. Si usamos un molde circular dibujaremos tres planchas de unos 23-24 cm de diámetro. Debe extenderse relativamente fina.
Introducimos las bandejas en horno precalentado a unos 200º C durante el tiempo necesario para que adquiera un tono dorado, más en los bordes. Entre 8-16 minutos.
Retiramos del horno, dejamos enfriar (aunque puede hacerse con la masa todavía caliente) y le damos la vuelta a la bandeja sobre una hoja con papel de hornear o película de cocina, despegando con cuidado la parte lisa. Dejamos enfriar antes de cortar los bordes sobrantes.
Yo horneo cada plancha de modo independiente, para evitar que se baje al cambiar el orden de las bandejas.
Cortamos en dos o tres planchas de 20 centímetros de lado (o circulares de 23,5 cm). Envolvemos en película de cocina si no la vamos a usar de inmediato, guardándolas en el frigorífico hasta su uso.

Mousse de chocolate negro

  • 150 gr. de chocolate al 72% (o 125gr. de choco al 65% y 25 gr. de pasta de cacao puro)
  • 62-63 gr. de leche entera.
  • 30 gr. de azúcar.
  • 21 gr. de agua (aproximada).
  • 360 gr. de nata para montar.
  • 15 gr. de azúcar.
  • Dos pizcas de sal.
  • Dos pizcas de canela molida (o café soluble para disolver en el jarabe, si nos gusta)
  • Una pizca de pimienta cayena o pimentón picante.
(1) Montamos la nata con un batidor de varillas a velocidad media, teniendo cuidado de que no se corte. Si nos excedemos en el tiempo de batido se separarán las grasas del agua, cortando la nata. En el último momento, cuando veamos que la nata esté casi montada, añadimos una generosa cucharada de azúcar (15-20 gr.). Para gustos.

Troceamos el chocolate, a ser posible con un cuchillo de sierra para que se funda mejor (el cuchillo de sierra produce un corte irregular que facilita su disolución). Por otro lado, calentamos y disolvemos el azúcar en el agua y la leche, formando un jarabe. Vertemos el sirope de leche + agua + azúcar sobre el chocolate troceado, removiendo suavemente con una espátula en movimientos circulares hasta que el chocolate se haya disuelto. Añadimos la sal, la canela y/o el pimentón picante, ayuda a realzar sabores. Mayor cantidad de canela molida.
Si nos gusta podríamos haber disuelto un poco de café soluble en el sirope, tendríamos una mousse de chocolate al café. Deliciosa.
Dejamos templar la “ganache” hasta unos 30º C, aproximadamente, antes de añadir la nata montada.

(2) Añadimos la nata montada sobre la ganache, al principio una cucharada para aligerar la mezcla e igualar las temperaturas. El resto de modo envolvente y cuidadoso, como siempre: de abajo hacia arriba y girando el cuenco a medida que realizamos la mezcla.
Utilizamos de inmediato. Depositamos una plancha de bizcocho Gioconda en el molde (cuadrado o rectangular) y, sobre ella, la mousse de chocolate negro. Si vemos que queda demasiado alta es mejor no usar toda la mousse, pues tampoco queda bien si las capas son demasiado gruesas. Cubrimos con otro disco de bizcocho si hemos optado por usar tres planchas.
Reservamos en el congelador mientras preparamos la otra mousse.

Mousse de chocolate blanco y/o chocolate con leche

[*] Puede sustituirse parte del chocolate blanco por chocolate con leche, incluso hacerlo con un único tipo de chocolate.

  • 60 gr. de nata 35% M.G. (para montar)
  • 40 gr. de leche entera.
  • 1 yema de huevo (20 gr.)
  • 25 gr. de azúcar.
  • 2 hojas de gelatina (casi 4 gr.)
  • 100 gr. de chocolate blanco para cobertura [*]
  • 50 gr. de chocolate con leche para cobertura [*]
  • 250 gr. de nata líquida al 35% MG, para montar.
  • 15 gr. de azúcar.
  • (Opcional) unas 2 o 3 vainas de cardamomo o vainilla.
  • Una pizca de sal fina o flor de sal.
(1) Trocemos los chocolates con un cuchillo de sierra y reservamos. Hidratamos la gelatina en agua fría.
Preparamos una crema inglesa con los cuatro primeros ingredientes: la leche, la nata, las yemas y el azúcar, infusionándola con vainilla o cardamomo.
Calentamos la leche con la nata líquida, a la que, opcionalmente, le hemos añadido una vaina de una vainilla. Para ello, abrimos la vaina longitudinalmente, extraemos las semillas y las vertemos en la mezcla de leche junto con el exterior de la vaina. Si usamos cardamomo lo machacaremos finamente en un mortero e incorporaremos a la mezcla de leche. Calentamos y dejamos infusionar unos 5-10 minutos.
En un cazo pequeño que pueda ir al fuego, batimos la yema de huevo con el azúcar. Añadimos la mezcla de leche templada, poco a poco, mientras removemos con un batidor. Llevamos al fuego y calentamos hasta unos 85ºC (templado), hasta que haya espesado.

(2) Fuera del fuego, añadimos la gelatina escurrida e hidratada junto con el chocolate y removemos hasta que se haya disuelto y no tenga grumos.
Montamos la nata con un batidor eléctrico, añadiendo un poco de azúcar al final. Ojo, la nata se corta con facilidad si nos excedemos en el tiempo de batido. Añadimos un poco de nata a la mezcla para igualar densidades, mezclamos y añadimos el resto de la nata montada de modo envolvente y cuidadoso, de abajo hacia arriba y girando el recipiente.
Usamos de inmediato, depositando la mousse sobre la otra capa de mousse de chocolate negro o sobre la plancha de bizcocho Gioconda si hemos usado tres planchas. Igual que anteriormente, no debe quedar excesivamente alta la capa, lo justo.
Tapamos con la capa de bizcocho restante e introducimos en el congelador un mínimo de 4 horas.

Tarta mousse de tres chocolates (o casi)

Crema yema

Podría llegarnos con la mitad, seguro. Cantidad que he puesto entre corchetes

  • 150 gr. de azúcar.
  • 50 gr. de agua.
  • Un chorrito generoso de zumo de limón (1/3 de un limón pequeño)
  • 1 vaina de vainilla (o algo menos)
  • 40 gr. de yemas de huevo (2 unidades).
  • 6 gr. de maicena (harina ligera de maíz)

(1) Preparamos un jarabe con el azúcar, el agua, el limón y la vainilla, que hemos cortado longitudinalmente para extraer las semillas y añadirlas a la mezcla. Por otro lado, batimos las yemas con la maicena.
Cuando el jarabe esté disuelto, retiramos la vaina de vainilla y añadimos delicadamente la mezcla sobre las yemas batidas. En forma de hilo y sin dejar de remover para que no se cuajen con el calor del jarabe.
Calentamos la mezcla como cuando preparamos una crema inglesa, a unos 85-90 ºC hasta que haya espesado.

(2) Montaje y acabado. Retiramos la tarta del congelador, desmoldamos, y cubrimos con la crema yema. Una ligera capa es suficiente, sólo para darle un ligero brillo y sabor.
Si lo deseamos podemos espolvorear la crema yema con abundante azúcar grano y quemar con un soplete o un quemador.
Corregimos los bordes para que quede bonito y dejamos reposar en el frigo hasta el momento de consumir. Como he usado un molde cuadrado, yo siempre le recorto medio centímetro una vez haya enfriado para que a la hora de servir no se vean imperfecciones en los laterales.
Delicia de chocolate con un toque sorpresa (cardamomo, canela y/o vainilla).

54 comentarios:

HELEN -Mamá In Design- dijo...

Madre mia!!! que pinta tan deliciosa tiene esta tarta. El color, la presentación, la textura: esto está de 10. ¿Qué digo de 10?

MATRICULA DE HONOR!!!

Un besote grande, feliz domingoooo!!!

manu dijo...

Impresionante y una presentación mas que excelente. Me apunto tu crema de yema, que andaba yo buscando una que me gustara y creo que esta es muy acertada.
Saludos

Mariluz dijo...

¿ Ves? Esta de chocolate si la probaba encantada, jajaja. Pero ahora no, la dieta me prohíbe el chocolate...intento dejar de ser un champiñón jajja antes de que llegue el verano, ;P, lo de pitufina no lo puedo remediar, jajja...pero la redondez procuraré quitarla un poco a base de régimen...

Un espíritu afín por lo que leo... :)


Tengo un problema de salud. Mi cuerpo no es capaz de retenerla ferritina. Puede parecer una tontería, pero... Tengo que estar cada tres meses con análisis y el hierro forma de mi vida, me guste o no. :)

Me encanta la lluvia. pero te reconozco ... que no sé si me sentiría bien alejada del sol mediterráneo. Tenemos unos atardeceres de rojo intenso y unos amaneceres únicos...creo que me apagaría si no tuviera esa luz,no sé....

Veniros este verano, tú y la familia...Alicante es una gran desconocida, solo se conoce dos sitios de costa y el interior es una maravilla... ;)


Yo echo de menos a mi hermano, me hubiese encantado que creciera conmigo...quizás por eso siempre he tenido más amigos que amigas. Murió cuando tenia 8 años de leucemia, yo solo tenía cuatro y sin embargo recuerdo tantas cosas..

Entiendo tan bien lo que dices de los amigos...

Piensa que si algo se termina,otra cosa puede empezar...

Procura hacer cosas que te hagan sonreír..que reírse es una gran ayuda, siempre...es lo que le diría a un amigo :).

Aquí...cuando tardas, te echamos muchas personas de menos...sería estupendo que pudiéramos vernos tod@s la cara mientras comentamos tus entradas... :) Yo me ofrezco como voluntaria para organizar una quedada en Alicante,jajaj, y llamarle "Amig@s de i-Recetas" :)

Confío en que M y Teo estén bien.

Y tú, mira las noches que puedas la luna, las estrellas, busca algún olor que te recuerde la niñez,ponte alguna pequeña meta, objetivo. Respira, deja algún día que te empape esa lluvia que tienes allí..en fin, regalate pequeños instantes para recuperar fuerzas ;)

Ahh y no estás solo, somos muchos los que parece que a veces estamos a ese otro lado de lo normal :)

¿ Conoces este poema...?

" ... Con tu puedo y con mi quiero
vamos juntos compañero

compañero te desvela
la misma suerte que a mí
prometiste y prometí
encender esta candela

con tu puedo y con mi quiero
vamos juntos compañero ... " M.B

¿ Harás alguna receta especial para el día de la madre? :)

Feliz semana a ti y a tod@s.

Besos, Pepe. :)

Berta dijo...

AMISTAD, y ¿tú me lo preguntas?. Amistad, eres tú!.

Ahí queda eso suene o no, cursi.

Eres muy bueno en los cortes, mousses y jocondas.

Animo que "nos" queda poco!

Muacs dulces

Rosita dijo...

Teo y Pepinho, ¡a ver si nos comportamos con esos horarios de sueño o nos/os daréis quebraderos de cabeza! :-)
No eres como te describes, ese "patético" no me ha gustado. No es verdad. Y... ¿y tus amigos, nosotros? ¿Qué? No nos olvides. Te que-re-mos.
Cerca del fin... ¡de las nubes grises, por favor!

Hace poco hice algo parecido a un San Marcos, en Cataluña le llamamos massini. El relleno, bien. Claro, no tiene más. La crema yema, fatal. Además, al quemarla (me encanta así), quedó una costra de una pieza. Ese frustre me lo saco seguro con esta maravilla. A ver en un cumple futuro...
Me voy a ir con el metro al súper a ver cuál caja sirve. :)))
Hace poco vi en esa tienda a la que fue tu hermano distintas variedades de chocolate blanco cobertura, de esa marcaza chocolatera, V... Y andaba yo pensando con qué excusa comprarlo (casi nunca tengo. Uso poco). Incluso lucen de distinto color; hay uno que tira a caramelo o algo así. Tentadores. ¡Ay, que caigo!

¡SOL, Pepinho! Y BESOS.

Curri dijo...

!Oido cocina! Got the message! No emborronas nada, al revés, pones luz.

No voy a hablar de los "cortes" porque: Berta se me ha adelantado, y porque voy a quedar como la "obsesa-de-los-cortes-de-Pepinho". Y ya tengo suficiente obsesión con los merengues.

De las enfermedades del alma, chico, esas son como las alergias. Van y vienen. Se te irá antes de lo que piensas. Tienes tantos recursos, ya lo verás. Un buen día, verás que algunas angustias, se van alejando, y luego otras y otras.
Los amigos. Tenemos la suerte de poder escoger, no es como la familia, que es la que toca... y a veces por tocar, hasta La Traviatta!!
Yo hace muy poquito, en el Casino de Santiago, en la parte vieja, tuve un encuentro tan tan entrañable, que me llenó el alma. Faltaba alguien, pero que estuvo sobrevolando por encima nuestro,
ese rato de esa tarde de Abril. Quien sabe, quizás un día! Ah! hizo calorcito.
Por cierto, hablando de lluvia, en Donostia llueve menos que en Stgo. Me consta. Por cierto, ahí me encuentro. A disfrutar del 1er Mai y del Muguet!
Mientras, qué te voy a decir del pastel... te lo dirán tus miles de lector@s y aún así, se quedan cortos.
Como vés todos esperamos tus posts como punto de referencia. Esos nos los debes.. aunque sean 6 al año, algo es algo.
Cuidate y miraré mi correo... igual con suerte...
Curri

Encarnita dijo...

Está perfecta y con lo que me gusta el chocolate me imagino el sabor tan rico que tiene.En unos dias es mi cumpleaños quizá sea una buena ocasión para hacer esta tarta.bss desde Asturias

Danae dijo...

Una tarta divina, gracias por compartirla, la tendré como pendiente ya que pienso probarla. Te he leído y veo que sabes expresar aquello que muchos no pueden hacerlo por la razón que sea, pero que van a sentir que has rozado su alma leyéndote y ya sabes, el roce trae el cariño. Un abrazo.

Paloma dijo...

Perfecta la tarta, llevaba días pensando qué postre preparar para el próximo domingo, el día de la madre que vienen mis hijas mayores y herman@s a comer a casa y esta tiene que ser deliciosa. Como tenemos únos días de fiesta y los voy a pasar en casa, estaré entretenida preparando unas cosas y otras, además de cocinar y preparar tuppers para mis hijas "independizadas" jaja, limpieza de la casa.... bueno no sigo

Te leo y TE ESCUCHO pero no opino, solo comparto y ofrezco mis experiencias por si ayudan.

Un abrazo

Pepe Calo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Pepe Calo dijo...

Gracias! (a tod@s), H, m, M,...

M, ¡Ay, ay, ay! Llega la primavera y ya estamos pensando (y pesando) en el verano y el bikini del año pasado. El bañador también es chulo ;-), incluso más.

Los problemas con el hierro (¿y anemia?) no creo que se deban únicamente a un problema de dieta y más a un exceso de actividad (es otro de los factores que hacen que bajen los niveles) y estrés. Eso me ha llevado a alcanzar la frontera, sin superarla, de un estado predepresivo que hace que te caigan las lágrimas con sólo hablar de ello. Dos días malos, curiosamente durante el fin de semana, y vuelve un pequeña cuesta abajo, que estoy seguro es sólo para coger carrerilla.

A mí también me encantaba la lluvia, hasta que llega el invierno y te ves un día tras otro recluido en casa por no poder salir con tanta agua. Por no decir a dónde llevar a Teo, porque me niego a llevarlo a un centro comercial o a “las bolas”.

Con gusto me iba a Levante. Es una de las “recetas” que dan los médicos de estas tierras cuando los pacientes “ya superan cierta edad” y empiezan a tener problemas respiratorios o articulares. Aquí tenemos verde pero también problemas respiratorios, más resfriados y gripes, articulares, de ánimo y depresivos… ¿Un coste demasiado grande para tanto verde? La lluvia imprime carácter y melancolía.

 :-) :-) :-) :-) :-) (sonrisa)

Se me olvidaba, tengo que buscar un poco de tiempo para preparar “algo” para el día de la madre. Un regalo… espero que merecido. Besos.

(B)
¡Amistad! Permitidme llamar a “esto” AMISTAD aunque nunca nos hayamos visto las caras y sólo parloteemos sin pudor cuando el tiempo (no atmosférico) lo permita. Es suficiente, es reconfortante. Gracias.

Por cierto, ¿cómo estáis? En la anterior receta (¡?) me dio un atracón de ocupación y médicos que me alejó repentinamente, por eso desaparecí. He borrado algún spam y echado un vistazo general, sólo eso. Siento no haber podido responder, en especial a los últimos mensajes… Sorry.

(...)

Pepe Calo dijo...


R, seré tonto. Ayer, cuando acosté a Teo, estaba tan cansado que me quedé dormido una hora. Claro, cuando uno se despierta recuerda que tiene varias cosas que hacer y se desvela. Si no respondo a algún mensaje es que estaré descansando (u ocupado). Me hace falta. Otra tarde ocupada con médicos y las eternas reuniones para tomar decisiones poco sustanciales.

Sí, amigos! No sé, se me ha pasado de todo por la cabeza. Veía “el fin” de algo. Mi hermano se asustó al oírme, pero estoy demasiado cuerdo para hacer tonterías y menos estando Teo. Pero en el estado de mínima expresión, de desánimo, veía un “fin”, no sé qué fin. No me veía con fuerzas. Necesitas una ayuda y para darla hay que saber estar en el lugar del otro… no sigo.

Curiosamente, ahora me apetece turrón, y lo he hecho. Pero, claro, con las temperaturas de la semana pasada se fue fundiendo algo. Me apetece templar el chocolate para hacer bombones y tabletas, pero tampoco las temperaturas ambientales eran buenas. Chocolate, me apetece chocolate. Hoy mismo haré algo.

Ahora mi hermano está más cerca. Está en A Coruña y ya no le puedo encargar nada, mejor ;-). Ahora lo compro todo por Internet en esos botes grandotes de kilo. Por eso no hago más que caramelos de todo tipo, turrones,… mucha glucosa y praliné. Me hace falta.
Besos.

C, me han hablado maravillas de ti. De tu forma de ser, de tu pensamiento abiert0, experiencias y simpatía. Me he quedado con las ganas, pero sería difícil poder encontrarnos, soy de esos que se esconden tras la esquina. Tímido. Esta semana podrías haberme visto así, tras una esquina con la cabeza baja, observando.

Tus comentarios siempre me dan fuerza y ánimo, respiran algo muy auténtico y decidido.

Recuperándome y esperando tener esa hora necesaria para escribirte unas sinceras palabras. Gracias.
Un beso

E, D, P, gracias.
Ahora es tarde tengo que “seguir.
Un beso.

Paloma dijo...

Mucho ánimo, yo también tengo anemias de manera habitual por el temita menstrual, y paso dos semanas al mes bastante regular de fuerzas y ánmimos, intento alimentarme lo mejor que puedo según consejos médicos y lo voy llevando, también procuro pasear mucho, aunque sola, mi hijo pequeño tiene ya 14 años y como es lógico no le apetece acompañarme no como antes que me hasta me cansaba de tanto paseso en bici tanto parque... mis hijas son mayores y tienen su vida, no tengo pareja y mi perro esta muy mayor y no quiere (es un vago jeje) y no tengo amigos.

El viernes tuve una tarde de bajonazo y antes de que llegara a más me puse a cocinar, cómo ayuda es increible, mientras hacía el relleno de un apfelstrudle estuve escuchando el 4º Mov. Adagietto 5ª Sinf. Mahler.

Entre la música el olor bendito y el gin-tonic que me tomé a las dos horas estaba mucho mejor

Mariluz dijo...

Ay, Pepe y ¿ Quién se pone un bikini? jajaja ;P. Nunca los usé, ni siendo adolescente...siempre bañador y ahora con 39 años creo que no cambio ... :)...
pero si necesito perder peso por salud,y en esta época siempre me resulta más fácil llevar una dieta...hay más frutas y verduras... :)

Pues yo te envidio el verde que tenéis por allí ... me imagino que aquella parte tiene que parecerse a Irlanda (te lo digo porque estoy enamorada de ese país)...y es curioso, Galicia, es una de las pocas zonas de España que aún no conozco.

No me hablas de turrón... jajja,me encanta y aquí se consume durante más tiempo,no solo en navidad..eso de tener Jijona tan cerca, jajja. Recuerdo en una ocasión hice un bizcocho usando de base la típica receta del bizcocho de yogurt y se me ocurrió echar turrón del blando y... madre mía!!! que intenso, luego lo cubrí con una ganaché de chocolate y lo decoré con nata y te puedes imaginar..no duró ni para sacar la foto jajaj...

Y bueno, procura no agobiarte, todos tenemos bajones, creo que es algo normal y al crecer y darnos cuenta de ciertas cosas... te entiendo :), y bueno la melancolía, con moderación , tampoco tiene porque ser mala.. :) Sino fuera por ella cuántos grandes poemas nos perderíamos :)...

Creo que dentro de poco tendré muy poquito tiempo,ya lo estoy notando... Voy abrir mi propia tienda de dulces :)asustada, emocionada,esperanzada,jajja es algo con lo que sueño desde hace años...y sé que no es el mejor momento para montar nada..pero..

Seguro que no es un final--- más bien una continuación :) ... o incluso nosotros mismos que vamos cambiando según avanza la vida... :)

Besazos!!!! :)

Paloma dijo...

Mari Luz enhorabuena por tu negocio y sí es el momento con ganas y esfuerzo lo consigues.
Si en este pais hubiera mas gente con la misma disposicion y ganas de luchar nos iria mejor
ademas los dulces siempre apetecen para celebrar para darse un capricho y alegrarse el dia

suerte

Mariluz dijo...

Muchísimas gracias, Paloma. :)

Ganas de trabajar e ilusión no me faltan... aunque existen los miedos normales pero bueno... lo hare :).

Besazos :) y gracias por los ánimos... :)

Susana dijo...

Hace unos días he tenido la suerte de "caer" en tu blog, y lo estoy saboreando poco a poco, como me gusta, sin prisas...y tengo que rendirme ante tus recetas y sobre todo tu prosa.

Petó

Marisa dijo...

Me encantan las recetas pero todavía no me atrevo...

Me encanta leer lo que escribe ( no le tuteo; no hay confianza.) Quizá algún día un libro de relatos? Se lo dice una profe asi que ánimo.

Saludos
Marisa

Paloma dijo...

Hola Susana yo entré en su casa hace unos meses y también me hechizó como a todas las que estamos aquí.

Marisa también eh? jaja. Por aquí hay unos cuantos profesores como tú mi hija es maestra de Educación Infantil interina y tercer año que oposita.

Anímate ha realizar alguna receta son espectaculares pero te aseguro que están perfectamente explicadas y siempre salen, bueno no tan tan como las fotos, todo es practicar ganas y tiempo por supuesto

Besos congelados a tod@s aquí en Madrid lluvia y mucho frío un horror

Curri dijo...

Solo un mensaje cortito. He visto una mención al día de la Madre y una tarta especial. Me alegro, porque sé que se alegrará. Estoy segura. No suelo celebrar ni los San Valentines, ni días del Padre, Madre, etc.. son modas que no van conmigo, pero estoy segura, quedará feliz. Una madre/padre, sufre cuando un hijo sufre, y cuando un hijo es felíz, los padres, son triplemente feliz.
Era tan solo eso.
C
PS. En mi próximo viaje, últimos de Mayo, buscaré detrás de las farolas por Pontepedriña...

Paloma dijo...

Hola Curri yo pienso como tú que celebrar esos días señalados por inventos consumistas es una tontería, pero en casa lo celebro desde que mis hijas cuando eran pequeñas empezaron a hacer en el colegio los regalos típicos del día de la madre día del padre.. Los regalos que hacían para el día del padre se los daban a su abuela, mi madre, junto con dedicatorias preciosas y todo el amor ya que su padre nos abandonó cuando eran muy chicas y nunca más apareció, y así continuamos celebrando el día de la madre-abuela. Desde hace ocho años mi madre ya no está con nosotras pero seguimos celebrándolo y nos juntamos la familia a comer y disfrutamos.

No se compra nada sólo manualidades el año pasado me hicieron unos dibujos con las señales de sus manos y frases escritas en cada dedo, precioso, lo tengo en la nevera y lo veo a cada rato.

El postre de este año ya está decidido, estoy estudiándolo creo que podré, tiempo voy a tener.

Anónimo dijo...

Vaaaale. No soy invisible entonces!. Me dejas más tranquila. Desbordada en mi vuelta. O.

Paloma dijo...

Pepe el tema del molde me tiene despistada se pueden usar los cartones para hacerse un molde? cuando puedas cuéntamelo o indícame el post donde lo explicabas, usaré lo que tengo recubierto de acetatos para que no se pegue y pueda desmoldar sin problemas, me funciona.

Ora cosa si resulto pesada tú que eres quien nos invita a estar en tu casa,házmelo saber, o si he contestado a otra invitada y no debería también.

Que soy de extremos desde hace meses cotilleando vuestras conversaciones, por no atreverme, por creer que no podía aportar nada, pero hay gente auténtica aquí de la que merece la pena conectarse y me entrego a lo bestia alaaaaa.

Besos a todos y perdon por molestar que seguro me he equivocado

ANIMO que quedan dos días de mal tiempo y ha disfrutar del sol, que garnas

Piluchi recetaspasoapaso dijo...

Hola: aqui estoy como siempre releyéndote y saboreando cada palabra.
¡ojala! pudiera saborear la tarta tambien porque debe de estar de muerte.
Un abrazo

mofovi dijo...

Hola Bandarra,
Tú no sabes lo que es la operación biquini, verdad?. Dios mío, la voy a hacer para este fin de semana, eso sí, odiándote por lo buena y la buena pinta que tiene.
Un abrazo y que no decaiga la fiesta.

Pepe Calo dijo...


Después de un fin de semana de bajón, quizás derivado de esto, o quizás no, porque creo que mi deporte extiende varios ámbitos, me encuentro con gente “nueva” con la que sorprendentemente empatizo (curiosamente, este verbo todavía no es aceptado pero será incluido en la próxima edición del diccionario de la RAE).

Fascinante, ¡una persona que escucha el 4º Mov. Adagietto 5ª Sinf. De Gustav Mahler mientras cocina! Suena raro, incluso …, pero es que a mí ¡me encanta! Cuando escucho ese fragmento no hago más que ver un vaporetto acariciando suavemente las aguas del Adriático, una mirada perdida en el horizonte de alguien que, como yo, no quiere perder el espíritu de su juventud, ahora ya más cerca del crepúsculo. El humo del vapor se deshace a medida que avanza, dejando entrever los rayos de un hermoso atardecer (¿amanecer?) Es que soy muy cinéfilo, era, pero hay sentimientos que todavía perduran y nunca desaparecen.
Yo también quiero pasear.

Cualquier empresa que uno quiera abordar está llena de dudas, pero también estoy seguro de su éxito si hay ilusión, conocimiento y ganas. Como estoy seguro que es el caso, el éxito está garantizado. Cualquier momento es bueno y malo. Las épocas de crisis son momentos en los que, aunque quizás el esfuerzo inicial sea mayor, aquellos que tienen decisión obtienen mejores resultados, pues la competencia es mayor y son muy pocos los que deciden emprender el camino pese al riesgo. Ánimo, sin desfallecer. Además, hay elementos de los que nadie puede prescindir en época de crisis, más incluso, la gente necesita más: los dulces, los artículos que nos hacen sentir mejor,… En Santiago están cerrando muchos locales pero los que se mantienen son aquellos que estimulan nuestras endorfinas: dulces y comidas, deporte, actividades de ocio,… Yo soy el mayor consumidor del “mundo mundial” (odiosa expresión que, dada una vuelta de tuerca, me resulta incluso graciosa) de chuches.

Por cierto, si me quieres buscar, C, nunca lo hagas detrás de una farola ;-). Nunca se sabe en dónde viviré, ahora lo hago en el “nuevo” (ya no tanto) de barrio de C, ¡en qué otro lugar podría ser! Quizás dentro de un par de años esté más cerca del espíritu de esta ciudad de agua.

O., no se te ignora. Se te envidia ;-). Por sol, por vitalidad, por diversión, por energía…

A mí tampoco me gustan NADA las celebraciones “Día de…”. Me parece un puro instrumento de mercado. Pero si otros no estimulan la economía, alguien tendrá que hacerlo. Lo que hago últimamente es comprar casi exclusivamente en el pequeño comercio. Prefiero ayudar a familias y pequeñas empresas que a grandes marcas que no hacen más que explotar al trabajador y están haciendo su agosto con la crisis.

El día que menos me gusta es “el Día de los enamorados”. Le siguen muy de cerca, Halloween (porque me parece que nos lo han metido con calzador y utilizan a los niños como estrategia de venta) o el Día del Padre. Le tengo más cariño al “Día de la Madre”, pues, por desgracia, creo que es necesario revindicar el trabajo en casa y todo el esfuerzo que dedicamos a cuidar a nuestros hijos. Me gusta más “Día de aquellos que han dado su vida por alguien”, con hijos o no. Para mí, el Día de la Madre es también el Día del Padre, de los dos madres, de las dos madres, de los abuelos (muchos de los cuales se ven en la “obligación” de cuidar a los nietos…). Me molestan muchísimo los roles, eso de “madre no hay más que una”. En cierto sentido, yo también soy madre de Teo, no lo he parido, pero me siento el principal cuidador y educador de Teo, des-educador. Cierto que por motivos laborales, los míos y los de M. Así me ha tocado.

Bueno, se me hace muy tarde.

Un placer hablar con vosotr@s.
Os merecéis todo y más.
Un beso.

Paloma dijo...

Muerte en Venecia, qué peliculón.

"Aquél que ha contemplado la belleza está condenado a seducirla o morir"

Paloma dijo...

Mis mejores deseos a todos y a todas en estos días de fiesta tan necesarios después de este duro invierno y sin casi más días libres, llega mañana el sol, tímido como nos gusta con ganas de disfrutarlo antes de que caliente demasiado, pasear tan solo al sol es una gozada son esos días que puedes mirarle a la cara y no te echa atrás.

Descubrí a Mahler no por la magnífica película de Visconti (después leí el libro de Mann), fue una tarde hace nueve años, tenía un jefe que le gustaba mucho la música y cuando estaba todo tranquilo, casi siempre por las tardes escuchaba música, yo siempre he trabajado con la radio puesta, bajita, la necesito hasta limpio en casa con música,una tarde del año 2006 escuché la 5ª Sinfonía de Mahler y cundo llegó el Adaggietto según pasaban los segundos toqué el cielo la emoción fue tan intensa tan sentida que cuando salió y me vio llorando como una tonta me dio un abrazo y a los pocos días me regaló el disco.
Es una maravilla para los sentidos, quien no lo haya escuchado que lo intente pero en soledad y con todos los poros de la piel expuestos.

Ya tengo todo comprado todos los ingredientes para hacer la tarta, que nervios

Paloma dijo...

y tú Pepe Pepinho o no sé inténtalo, quédate en soledad en casa unas horas y escucha música o ponte un película o alquílala.

No te pillo cerca pero me ofrezco a pasar ratos con tu nene y M y tú disfrutaís de cine cena paseo copas o lo que os apetezca. Madrid de visita es una maravilla.

Soy de confianza y me encantan los niños. Adoptarme como esa prima de Madrid lejana pero cercana.

Que yo cuando pueda volver a Alicante iré a visitar la tienda de Mariluz


Paloma dijo...

si os apetece aquí os espero, pero no te arriesgas,tú te lo pierdes

besos

Paloma dijo...

Qué hartura de alemanes nos controlan hasta en el fútbol

Ya tengo el pastel en proceso, creo que voy bien.

Un viaje a Ámsterdam, según mis hermanas es mi sitio,ademas acaban de reabrir el Museo de Van Gogh, al que adoro por su obra al igual que con Mahler les comprendo y me siento como ellos. Llegará como todo

Paloma dijo...

Panzada de llorar viendo por décima vez Hachiko en la sextatres, la he visto diez veces y me sigo emocionando. Adoro a los perros

Paloma dijo...

Marcho este tampoco es mi sitio, lo encontraré o me encontrará

Pepe Calo dijo...

Volveré en breve... Unas horas. Gracias Paloma, ahora, desde el móvil, ppco puedo escribir...
Besos

Marivi dijo...

me encanta ver la foto e imaginarme lo deliciosa que estará...xq fijo que a mí no me queda así....
sólo que sepas que hago mucho el rollo de espinacas y te nombro en mi cutre-blog...je, je
http://inukares.blogspot.com/2013/05/brazo-de-espinacas-relleno-de.html

Gloria Baker dijo...

Como estoy loca a veces más que loca (si a mi tambien se me arranca la olla) he comentado en el post anterior Ja!!
perdona, repito algo adoro esta receta, tambien me gusta el chocolate aunque no lo hago mucho eso si me gusta tomar chocolate, bueno mando besos a todos y si alguien tiene ganas lean mi otro comentario en el post anterior, cariños mil!

Palom dijo...

Jaja Gloria no eres a la única que se le va la olla, a mí varias veces al día.
Espero que tu madre esté recuperando fuerzas.
Yo estoy haciendo la tarta por etapas como indicaba Pepinho tengo las planchas de bizcocho y hecha la mousse de chocolate negro, luego haré la segunda parte.
Lo genial de esta tarta es que la disfrutas un día pero con la mousse que sobra, dependiendo del molde que se use, tienes postre durante los tres días que haces la tarta.
Con la mousse de chocolate negro que me sobró ayer hoy tenía un postre riquísimo.

Ya tenéis sol los gallegos, por fin, que lo disfrutéis.

Paloma dijo...

Mariví tienes un perro precioso.
Visitare tu blog, que de cutre no tiene nada, tenerlo y mantenerlo ya es un éxito.

Mariluz dijo...

Se me han complicado un poco las cosas ... y ando así como al revés, me siento perdida y hasta que no sepa como hacer o no vuelva a distinguir el camino...en fin, que estando así mejor que pase un tiempo ausente...estoy cansada , como si todo girara muy rápido

Besos a todos, en especial uno a Gloria ( espero que tu madre se recupere del todo y le vuelvan todas las fuerzas) otro a Paloma y claro a ti , Pepe... :) que nos reúnes aquí ... :)

Paloma dijo...

Hecha la mousse de chocolate blanco, que rica es un no parar cucharada cucharada y disfrutar, y pienso en los análisis del 14 y me paro.

Esta mañana la pasé sola en casa y me lié a limpiar el salón mientras escuchaba a Elvis Presley,es mi dios, limpiando una de las librerías (tengo muchos libros, demasiados) apareció Lo Puentes de Madison, en la anterior entrada lo nombrasteis la película, es una de mis favoritas, adoro a Meryl y Clint es el mejor es fantástico como actor director y lo guapísimo que era de joven yo veía las pelis del oeste por él y por él me enamoró el oeste americano lo único que me apetece conocer de EEUU bueno no, también la zona del sureste por la peli de Lo que el viento se llevó, la preferida de mi hija mayor desde que tenía 8 años y la veíamos cada finde por capítulos, la seguimos viendo y disfrutando.

Lectura preparada para esta noche, cama abierta solo esperar que llegue el momento.

Paloma dijo...

Mariluz explícate mejor que entre todos encontramos solución que estoy para aquí tu lado y te ayudo en lo que pueda

Paloma dijo...

No te vayas no bajes la cabeza no te rindas, bueno solo un rato si lo necesitas que solo es tiempo todo acaba saliendo como el sol de hoy, si es por el negocio espera un poco, que te han engañado/confundido hazte más fuerte, que es por un chico pasaaaaaa no sufras eres joven, fuerte, sensible, tienes sueños, muy guapa por tu foto, tienes mucho tiempo y todo llega siempre.

La vida tanto te quita tanto te da, hazme caso que tengo mucho vivido aunque no soy tan mayor, 47 años, con todas las malas experiencias vividas y casi todas las buenas

Paloma dijo...

si te vas yo también detrás de tí y Pepinho se preocupara por ti por no haber estado cuando le necesitas, y le haremos sentir peor y no es lo que tú quieres.
buscamos soluciones? Están,lo difícil es encontrarlas

Pepe Calo dijo...

Hola,
Mi hermano dice que me paso la vida pidiendo perdón. Perdón.

No me creo lo suficientemente bueno ni tengo la pizca de crueldad para ser algo malo e ignorar a las personas, porque la indiferencia es la antítesis del amor. Disculpad por no haber aparecido, si no lo hago es porque estoy muy ocupado. Ni me llegan los mensajes al correo como pasaba antes.

Ayer me tocó (por cuarto viernes consecutivo) hacer de “niñera” e ir adelantando el trabajo, la comida, para irnos hoy. No pude escribir ni unas líneas. Definitivamente, mañana es el día “mío” y el de muchas de vosotras, porque SOY LA MADRE DE TEO. Así me siento.
Con gusto me hubiese quedado a descansar algo, estoy cansado de hacer las maletas y que mis opiniones poco cuenten. Soy un pringado, “pringao”.

Paloma, hace mucho tiempo que escucho música clásica, quizás más antes, ahora sólo lo que tercie en mis 40-45 minutos de coche al día. Bach sigue siendo mi compositor preferido. A Mahler tampoco lo descubrí por el cine. Antes compraba muchos CDs y un día me apeteció escucharlo. De hecho, tengo uno en el coche que ya no me funciona de tanto uso (¡y decían que los CDs eran eternos!, ¡si tengo muchísimos que no funcionan!). Después, como suele pasar, no haces más que identificar sus Adagieto en varias películas, “Muerte en Venecia” es la más significativa, pero también la recuerdo en “La belleza de las Cosas”, “Antes (de) que anochezca” o “El aceite de la vida”. Por ejemplo, casi todos hemos oído el Agadio para cuerdas de Barber en “Platoon”, pero a mí me gusta más el uso que se hace de él en “Los juncos salvajes”, aunque también aparece en “Amelie”.
La música clásica, por su expresividad y emotividad, inunda el cine. Una de mis obras preferidas, las variaciones Goldberg deben aparecer en decenas de películas…
Por supuesto, éste es un rincón en el que podrás expresarte cuando desees y cómo lo desees. Siempre serás bien recibida. Sólo te pido que sea benévola (lo serás, seguro) y cuando escribas consideres este espacio más como una carta que tarta en llegar al destino y no una WhatsApp.
Un beso muy grande.

Ya se me hace tarde, otra vez. Tengo que irme, nos tenemos que ir.

Gloria, no sé cómo está tu familia. Espero que todos esos problemas de salud se vayan y tu ánimo esté por las nubes. Últimamente recibo notificación de las entradas, por lo que tengo más información de tus actividades, aunque sigo sin tener demasiado tiempo para leerte.
Un beso. Hasta pronto.

Mariluz, mucho ánimo!! Todo mejora, lo verás. Sólo es una cuestión de tiempo.
Un beso.
Mariví, gracias.

Hasta pronto

Paloma dijo...

Hola a todos seguimos con buen tiempo y parece que ya se queda, en una semana nos estaremos quejando del calor que hace, por lo menos por el centro, pero de momento a quererlo yo me estoy tomando un descanso y estoy en la terraza de casa disfrutándolo y leyendo noticias y correos.

A las 7:30 ya estaba dando un paseo matutino me desperté a las 4:00 y ya no dormí más, una mañana preciosa, después compra para la comida de mañana, marujear un poco y ahora descansar un rato.

A veces hay que decir no quiero, no puedo, no me apetece. Necesito esto, esto y esto, por favor.

Que tengáis un estupendo día de "la madre".

Besos

Anónimo dijo...

GRADUADA!! q no Licenciada hasta Julio, claro está. B tiene la prueba, ya lo arreglais jajaj. Feliz pq acto bonito, profes y compis estupendos y el profe y sus compinches pelotos malos por una noche casi q ni me importaron..... Besos mil. O.

Paloma dijo...

Impresionante, exquisito, hace un rato he sacado la tarta del congelador, la he desmoldado sin problemas, al final me decidí por hacer manualidades con un caja de cartón y los acetatos, es un acierto el cartón lo he cortado y ha salido genial he recortado los bordes como indicaba la receta y mientras hacia la crema yema como nunca me ha gustado tirar nada, entre mi hijo y yo nos hemos tomado los recortes y es una delicia.

Dice mi hijo que como tarta helada para el verano está genial, y tiene razón te cortas un trozo y no hay helado industrial que se le parezca.

Gracias, saqué foto y se la mande por wasap (vale, no sé idiomas, no los entiendo ni me gustan ni me interesa escribirlo correctamente) al chat familiar y se quedaron ojipláticas,jaja

Pepe tienes razón en todo.
Eres un persona muy inteligente e igual ése es tu desazón. Eres cinéfilo, musicólogo, piensas mucho y sientes más, hombres sensibles sois pocos que nos escuchéis nos entendáis, menos, y no te ven los q están a tu lado cada día, algo se me escapa..

Mariluz tienes un blog precioso me encanta es todo sentimiento, sinceridad (tan difícil de sentir) es un oasis, estoy en tu casa si me necesitas.

Y sí Pepe sé esperar y me gusta tu indicación de que sienta que es una carta..

Me gustaba escribir cartas, felicitaciones de Navidad, pero la tecnología nos ha superado, antes todo necesitaba más tiempo, reflexión, ahora todo es inmediato.

Paloma dijo...

Necesito consejo y aquí hay Profesores, mi hijo cumple en julio 14 años, es un chaval estupendo pero creo que está muy enganchando a los juegos, ahora los amigos no quedan para verse, juegan con el maquinillo, con el orde se escuchan, hablan y se aíslan.

Criar a los hijos en solitario es difícil, mucho,los libros obligatorios le encantaron, La Puerta Falsa, La Tuneladora, Las pelirrojas. Fueron un acierto le gustó, pero no no he podido en todo el curso mantener conversación con la tutora, hay muchos chavales complicados.

Pero cuando has perdido la onda por la edad se complica y más siendo chico, en dos años que lleva en el Insti no he conseguido mantener conversación personal con ninguno, él está bien y es feliz pero siento q no hago suficiente, me deje la juventud criando a mis hijas y me siento confusa le veo bien pero necesita otro estímulo y no sé cuál, necesito consejo de Expertos, grache

Anónimo dijo...

Paloma,si tuvieramos una receta de educar nuestros hijos te la enviariamos,con mcuho gusto, yo tengo 3 hijos cada uno diferente, mi hermano tiene 3 y se dedican a la docencia y tienen muchos problemas,la clave no se donde esta, yo creo que soy priviligiada por que mis dos hijos mayores son muy personitas el pequeño esta por ver..., solo te puedo decir que yo siempre les di cariño y mucha sinceridad, y largos ratos de rollo como me dice mi pareja, algo queda de esos valores, tampoco se puede ceder a chantajes, pero hay algo que no podemos controlar las madres es el exterior que los envuelve y los hace adultos.Paciencia y amor
Maria

Raquel dijo...

Esta la tengo que hacer, ya contaré como me sale.

Anónimo dijo...

Muchas gracias por tus maravillosas recetas explicadas con tan exquisito detalle. He cocinado ya un montón de ellas y todas resultan ser deliciosas. Sigue publicando porque cada vez que una nueva me llena de ilusión.
Jose de Bcn

Pepe Calo dijo...

Gracias Jose,
Debo decir que mensajes como el tuyo me dan fuerzas para seguir pese a las dificultades personales y el poco tiempo. No es un buen momento pero estoy seguro que esto seguirá por algún camino…
Un abrazo.

Y a Paloma, María… y O!!! A buenas me entero que te has graduado. ENHORABUENA!!!

Anónimo dijo...

hola..me gustan tus recetas, mayormente las dulces...y me gusta tu espiritu generoso.m sorprende la poesia que veo en las fotos de tus realizaciones...beso.me llamo fabiana.

Anónimo dijo...

hola..me gustan tus recetas, mayormente las dulces...y me gusta tu espiritu generoso.m sorprende la poesia que veo en las fotos de tus realizaciones...beso.me llamo fabiana.

Publicar un comentario

Opina, pero con respeto para tod@s. Nadie es perfecto.