sábado, 6 de junio de 2009

Bollos rellenos de ganache

Bollos rellenos de ganacheHipocresía y propósito de la enmienda

Cazador blanco, corazón negro
Bollos rellenos de ganacheMi intención era poner algo salado después de tanto dulce, intentando compensar los males de los que se me pueda acusar cara el verano que ya tenemos a nuestras puertas, la obsesión por asemejarnos a esos falsos estereotipos que pretenden hacernos creer alcanzables y necesarios. Ni con esas, los intentos se quedan en eso, intentos. Si bien estos bollos podrían hacerse salados sin ningún relleno, disminuyendo considerablemente la cantidad de azúcar y, posiblemente, modificando (o no) la cantidad de sal, no he podido evitar hacerlos dulces y con un relleno de chocolate.


Cuando no se tiene tiempo, los panes y los bollos son facilísimos y rápidos, sólo hay que amasar durante unos minutos y esperar mientras se hacen otras cosas, como dar el biberón, jugar en la manta de actividades o hacer eso que les gusta hacer a muchos adultos cuando tienen un calentón: tomarse un helado. Se hornean en diez minutos y ya está. Esta misma semana he hecho otros totalmente distintos, “surrealistas pero bonitos” (Cfr.: Notting Hill).

Bollos rellenos de ganachePromesas
Prometo no ser agónico ni quejarme de modo injustificado, hay miles de millones de personas que viven peor y tiene problemas reales e infinitamente mayores. Prometo no dejarme de la ausencia de tiempo, de estar atado por una pareja que realmente no sabe a qué me dedico, cuáles son mis problemas laborales o si tengo algo que hacer. Prometo no quejarme de quién piensa que un lavado de cabeza por la noche es más importante que preparar clases o material para los alumnos. Prometo no quejarme de no poder vivir para mí ni un solo minuto, ni que todo mi tiempo no sea mío. Prometo no descubrir cuál es el verdadero y único problema: la importancia de no llamarse Ernesto, o M.
Prometo acostarme temprano y seguir levantándome a tiempo para hacer la cama, sacudir las alfombras, ducharme, ir al trabajo en ayunas, volver y cuidar a Teo hasta las cuatro de la tarde mientras preparo la comida entre sus lloros o, a veces, cuando no hay fuego de por medio, con él en brazos. Prometo no quejarme por empezar a trabajar a las 12:30 de la madrugada y acostarme tan tarde que me levanto como si no hubiese dormido. Prometo no quedarme dormido mientras trabajo y estudiar todos los tochos que tengo pendientes y tanto deseo leer.
Prometo pasar del blog y dedicarle ese tiempo a alguna actividad laboral más: el estudio, la limpieza y el orden,…

Bollos rellenos de ganacheSupuestos prácticos
Hace poco daba unas falsas noticias sobre una realidad a veces lejana y otras más próxima de lo que podría parecer. Sin afán de crear polémica (aunque probablemente surja), era mi intención enfrentarme en esta sección a la realidad de una política con la que cada vez me siento más decepcionado, con (casi) todos. Hubo un tiempo en el que los políticos creían y tenían valores, más allá de polemizar con fines electoralistas. Como ha sucedido hace poco en Galicia, en dónde se pasaron media’5 campaña, unos y otros, hablando de (o justificando) los millones gastados en el coche oficial de Presidente de la Xunta, o como ahora se ha hecho con el Falcón-eti. Menuda tontería, como si a mí eso me pareciese importante, mayores despilfarros he visto. Esos hechos no hacen más que causarme gracia, el tiro cruzado me parece un juego de lo más trivial y un insulto a la inteligencia de los ciudadanos.

Otra polémica, sobre la que no daré opinión aunque la tenga, es sobre el famoso Proyecto de Ley del aborto. La mayor polémica se ha centrado en que “una menor de edad (mayor de 16 años) podría abortar, dentro de los supuestos establecidos por la Ley, sin el consentimiento expreso de los padres”, pero nadie se ha planteado un supuesto práctico muy factible y, probablemente, más realista: que los que quieran el aborto sean los padres y no la menor, ¿a quién habría que hacer caso en esta circunstancia? ¿A los padres? Hipocresías electoralistas.

Bollos rellenos de ganacheLa verdad
No creo en la verdad pero, si existiera, podría decir que he vivido circunstancias que se le parecen. Mientras me empacho de mis penas, revolcándome en el barro por el tiempo perdido, las ilusiones inacabadas y aquello que pudo haber sido y no fue. Mientras corría, mal corría sin haber comido y con un sueño que dificultaba mi marcha, pude ver cosas, momentos de la vida que me hacen sentir un miserable. El encanto de alargar la mano para recoger las semillas de avena loca que en esta época bordean casi todas las carreteras, un placer del que disfrutaba cuando era (más) niño.

Los minibuses preparados para discapacitados hacían su recorrido, acompañados por voluntarios que les ayudaban a subir al vehículo; en Villestro un anciano apoyado sobre muletas se apartaba del arcén par cederme el paso, y sonreía; mujeres cavando surcos con las manos desnudas; las limpiezas de los arcenes; unas campanas que tocan a muerto con sonidos graves y agudos intermitentes, no sé si hombre o mujer, y un autobús fletado para la ocasión; el pudor y la vergüenza del pecado de dos adultos escondidos en un coche estacionado lejos de las vías, pensé en el dolor de los que no pueden saber la verdad; el bus urbano hace su última parada en el recorrido para no adentrarse en el Concello de Ames, mientras espera, la conductora charla con clientes habituales. Una tras otra ocultan verdades y mayor complejidad que la vida quejumbrosa de un bloggero que se lo ha buscado. Quejarme de dormir tres o cuatro horas, de no tener tiempo para estudiar ni cinco minutos es de lo más estúpido ante “la verdad” escrita con letras de imprenta. Porque mayor que la insatisfacción personal y las ilusiones perdidas, del tren que se marcha, está el dolor.

Todo ello no evita que haya vivido una de mis peores semanas que recuerde o que esté tan cansado y dormido que me resulte imposible pensar con la mente fría o que no soy un miserable.

Bollos rellenos de ganacheGanache de chocolate
  • 60 gr. de nata líquida 35% MG.
  • 60 gr. de chocolate negro (si es cobertura de chocolate con leche úsese ~65 gr).

(1) Trocemos el chocolate. Hervimos la nata y lo añadimos poco a poco, en tres veces, sobre el chocolate troceado. Vamos removiendo con una espátula de plástico hasta que esté lisa.
Rellenamos moldes para cubitos de hielo he introducimos en el congelador hasta el momento de rellenar. Lo mejor es hacerlo durante la noche anterior.

Ganache congeladaBollos dulces
Ingredientes para unas cinco unidades.
  • 125 gr. de leche.
  • 12 gr. de levadura fresca de panadería.
  • 55 gr. de huevo (1 medio-grande)
  • 250 gr. de harina de fuerza (de pan)
  • 40 gr. de azúcar (he sustituido parte por azúcar vainillado) [*].
  • 7 gr. de sal.
  • 35 gr. de manteca de cerdo.
  • Huevo batido o yema+leche o leche para pintar los bollos antes de hornear.
[*] puede disminuirse la cantidad si se desea acompañarlos de algo salado o un relleno dulce, no amargo como el chocolate.

(1) En un cuenco disolvemos la leche con la levadura fresca. Mezclamos la harina con el azúcar y la sal. Añadimos el huevo semi batido y la mezcla de harina. Mezclamos un poco con una cuchara de madera y añadimos la manteca de cerdo. Mezclamos bien con la cuchara de madera durante unos minutos, bastantes, hasta que la mezcla se despegue de las paredes del molde. Si hemos amasado bien veremos cómo se irá despegando y adhiriendo a la cuchara. Con una espátula de silicona juntamos la masa y la dejamos reposar en el cuenco en un lugar sin corrientes, un horno es perfecto. La masa podría resultar algo pegajosa pero no debe añadirse más harina, de momento.

(2) Dejamos fermentar la masa durante unas horas. Podéis hacer como yo, salir a correr o a caminar durante un par de horas y acabar a la vuelta. La salud lo agradecerá, así podéis tomaros los bollos sin remordimientos de conciencia.
Enharinamos la superficie de trabajo. Pesamos la masa y la dividimos en cinco partes aproximadamente iguales, unos 95 gr. Estiramos la masa ligeramente con ayuda de la mano, introducimos la ganache congelada y cerramos formando una bola. Dejamos reposar en una bandeja con papel de horno. Esperamos hasta que doble su volumen, para mí han sido de unos 50 minutos a una hora con el horno a 30º C.
Bollos rellenos de ganacheBollos rellenos de ganache
(3) Cuando hayan doblado su volumen precalentamos el horno a 200-210º C, aprox. (lo he puesto a 210), dependiendo del tamaño. Pintamos la superficie de los bollos con huevo batido, yema mezclada con leche (mi caso) o leche y horneamos hasta que tenga un tono dorado, entre 8-12 minutos, máximo, dependiendo del tamaño. Quedan muy jugosos y esponjosos, sobre todo si el levado ha sido suficiente. Podemos decorar con un poco de chocolate fundido.

Bollos rellenos de ganache

25 comentarios:

olga 73 dijo...

Bueno, vale, abro yo el fuego.
Estos los hago segurísimo. La verdad es que luego siempre olvido contarte qué tal quedaron las cosas. Me quedo siempre más con contestarte a lo personal.
Sabes cuál es mi frase??? NO ESTÁ PERDIDO AQUELLO QUE NO FUE.
Me la has recordado hoy.
Ánimo Pepe, delega e intenta............. tú ya lo sabes. Besos. OLGA.

Berta dijo...

NOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO
No me puedes dejar sola en el club de los quejicas. Yo lo soy por naturaleza. Salí así. Mi padre siempre decía que no hacía más que protestar....sería por ser la del medio, por no dar nunca problemas, por ser independiente, será por.....

Quéjate, por Dios, es TU vida y tienes todo el derecho del mundo a hacerlo en voz baja o ALTA. Y a quien le parezca mal solo tiene que ponerse el MP4 con su BSO preferida y marchar.

Mira los bollos están muy buenos. Son al estilo de los Parker House, no?. Yo los amaso en panificadora que soy muyyyy vaga para las masas. Y eso que como dice una exprima "cuanta más masa, mejor se pasa".
Te confieso que la idea de un hombre amasando, lo mismo que cocinando o tocando algún instrumento (musicalll), vamos con las manos ocupadas, es mi estampa del "Allá voyyy".

Animo, ya queda menos para las vacaciones. Sé benévolo con los chicos y duro con quien tengas qu serlo.
Y no te olvides de darle un muac gordo al pie derecho de T. Hoy más derecho que nunca, jaja.

Del tema del aborto prefiero no opinar que soy muy poco transigente. Los políticos siempre nos volverán locos.

Muacs dulces para ti llenos de ganache congelado en el interior, esperando ser horneados ;-o

anta dijo...

Gracias por todas las delicias de chocolate y por las otras.
Así, cuando no te quejas, es cuando más te comprendo. Es duro estar tan cansado y que aún así sean los tuyos los que te exijan todavía más.
Hablar a veces no ayuda. Intentar que comprendan, no crea más que malentendidos y mal rollo. Aprender a callarse es muy difícil de aprender, pero simplifica una vida que no se puede cambiar.
"Es lo que hay", frase corta y lapidaria, que resume una situación que nos agobia y de la que no podemos (queremos) escapar.
Crecer es muy duro.
Besos, aunque esto tampoco te ayude.
Esperanza.

Gloria dijo...

Mira por mí quéjate lo que quieras, Pepinho aquí es TU lugar, TU blog, es TU momento de espresar y ordenar tus ideas. Lo entiendo perfectamente.
Además cada persona es única y diferente por lo tanto siente y vive de modo diferente.
Una semana terrible, intuía. A mí se me echo a perder más o menos del Miércoles en que tuve que ir a buscar a la Esperanza que se había desmayado en el colegio (me había pasado antes) pero ahora ya me preocupé. despues anda con una gripe o resfriado atroz (del que me contagió) of course, resumiendo casi no he dormido desde el Viernes en la Noche hasta hoy. Ya listo me quejé yo. Así que si alguien quiere disparar que lo haga. Sólo me sonrío y créeme que hay muchas cosas que jamas pongo aquí para no extenderme.
A tí te da por el chocolate como amí con el Dulce de Leche, pero trato de no abusar, reconozco que me fascina y a los niños también.
Estos bollitos se ven preciosos y de comerselos ya!!! me han encantado!
Respecto a los que dice Berta de las manos de los hombres amasando o tocando un instrumento, totalmente de acuerdo, me encanta!
Me encantan tus manos Pepinho!! je!!

Besoos para tí y para Teo precioso,exquisito.
Y nos anbandones, no nos dejes solitas, sabes que te queremos y entendemos, xoxoxoxoxoxoxoxo Gloria

Mayte dijo...

Y esto también pasará...aunque suele ser mucho, mucho más facil decirlo que sentirlo en el momento más bajo o alto según se mire. Lo importante es poder terminar el día con una sonrisa para ti...encontrarla donde sea para poder seguir el día a día.

... y esos bollos se los haré a mi sobrino, muere por el chocolate.

Biko y sonrisa. :)

Begoña dijo...

No me suelen salir muy bien los bollos, pero lo voy a volver a intentar. No espero conseguir tu perfección, pero si me acercara un poquito...
Tienen una pinta escandalosa.
Un saludo, Begoña

dolores dijo...

pepinho!!
ya estamos a lunes de nuevo y ya ha comenzado otra semana. Espero esta sea mejor para tí.
Me encantan los brioches y me salen bueniiiiisimos,pero con relleno de ganache no los he hecho . Me anoto tu receta para probarla
Besos y....FELIZ SEMANA!!!!

dolores

Mezquita dijo...

Los bollitos... de órdago..... algún día querido Pepiño lo intentaré....
Algún día.....

Bicos mil.

Laura.

Quolile dijo...

Deliciosos. Esta también te la copio como otras mil... dame chocolate y veras...
En cuanto al resto, quéjate a gusto, al menos liberarás todo el mal rollo que se acumula segundo a segundo. Es imposible vivir con ello, así que si sólo te queda el blog como vía de escape porque no quieres agobiar, culpar... a los que te rodean, quejate, nosotros estaremos encantados de aguantar la bronca... ´
Esta semana será mejor...
Quo

Esti dijo...

Mira, no te conozco, no conozco tu vida ni pretendo ir de sabionda, pero en los ultimos 2 años me he visto obligada a cambiar el chip por mi propia salud.

Yo solo te aconsejo que intentes aprobechar y apreciar cada segundo que tienes para ti, ya sea escribiendo en el blog, pensando en tus cosas mientras cocinas a las tantas de la mañana o pegando unos berridos haciendo que cantas mientras estas en la ducha...aunque lo ideal seria que todos pudieramos tener nuestro tiempo de verdad.

Eeeeh! y que sepas que estos bollos deberian ser proclamados terapia antidepresiva oficial...:P

H. Chinaski dijo...

Hola Harry
Reflexión estúpida pero cierta:"La capacidad física y sobre todo espiritual de cada persona, para superar lo insuperable es infinitamente superior a la que creemos tener"
No dejes de buscar
Reflexion estúpida (2):"Las promesas tienen el mismo atractivo que el pecado para los religiosos: fruta prohibida, pero... es tan deseable romperlas de vez en cuando"

Prometo intentar no comerme todos los bollos de una vez cuando los haga.

Un fuerte abrazo
Carlos

Harry Haller dijo...

Hola!!
En primer lugar pido disculpas por no responder antes, pero es que sólo a partir de las tantas o durante algunos improvisados descansos de unos pocos minutos (10 como mucho) por la mañana puedo dedicarle algún tiempo. Quizás dentro de un par de semanas la cosa se estabilice, por ahora sigo con mi horario de mal profesor y peor padre.

Besos Olga, para mí está perdido aquello que he dejado atrás y ya es imposible. Es lo que más me duele… + besos.

Berta, SIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIII, he aprovechado para quejarme sin que lo pareciese, bueno, se nota a leguas. ... y qué más da, pues son cosas de la edad….

Amasar es lo mío, relaja, y no te digo cuando preparas una pasta filo/philo/brick, golpeándola como un desesperado contra el mármol. Esa relajación sólo es comparable a una cosa, no recuerdo cuál ;-)

Seré duro conmigo y benévolo con los chicos, les pondré un examen fácil y suspenderá casi todo el mundo mundial.

El pié derecho de Mr. Teo está lleno de marcas de besos, paso al izquierdo. El cuello, las orejas…

Yo tampoco daré mi opinión, pero la política actual me parece una guerra por el póder. Durante la campaña, por los temas a tratar y las actitudes parecían más unas generales que unas europeas. Cansado estoy de ver cómo cada grupo rema hacia dónde le supla el viento, hacía dónde zozobre el barco, con tal de que se hunda y pasar a patronearlo.
Los de este lado siempre somos, o parecemos, un poco más críticos.

Un besaz;-0

Anda!, Esperanza, estoy totalmente de acuerdo contigo, salvo con una frase: crecer es duro.

La vida es dura, muy dura, la realidad es dura. Es más sencillo vivir en la inmadurez y dejarse llevar por el ritmo de la vida sin plantearte nada. Eso es inmadurez, lo maduro e ilógico es seguir a sabiendas que lo has hecho mal, que no has seguido tu camino, pero te mantienes en él por ¿responsabilidad? Todo acaba rompiéndose en algún momento si no hay algo que lo sujete con fortaleza.
Un beso.

Gloria, espero que estés mejor. Sí, ha sido dura y lo sigue siendo, como me imagino que lo es la de la mayoría de la gente que trabaja fuera y en casa, los que tienen hijos o amantes, los generosos y los ilusionados.
MI ritmo ahora es muy frenético, planificado pero muy agotador. Ya como todos los días entre las seis y media y las siete de la tarde, y no es hasta las 12 de la noche (como ahora) cuando puedo hacer algo de mi trabajo o relajarme un poco con el blog. “Es lo que hay”, ¡maldita frase!.

Mi manos son como las de Teo, grandotas y rudas (en mi caso), cualquiera diría que más que estudiar he trabajado en la mina. Yo digo que son como las de Picasso, de artista, es más una consolación que otra cosa. La belleza es algo que reside en los modos y no en las formas.
Gracias.
¡Abandonar! ¿Estás de coña? ¿Qué haría?, ¿dónde contaría mis desventuras? No tengo diarios tan extensos y agradecidos.
Besos.


Mayte, todos dicen eso de que “lo peor ya ha pasado”, pero para mí cada días es más difícil y ocupado. Hasta no he tenido ni un minuto para leerme (así he hecho siempre) un tocho-libro-chorrada-fácil del que tendría que divagar el jueves… nunca he fallaod pero por esta vez... otra vez será. No hay motivos, sólo intereses.
Bikos.

(...) Sigo

Harry Haller dijo...

Begoña, este tipo de masas, como no tengo amasadora, las amaso con una cuchara de palo y siempre me ha ido bastante bien. Como mucho he tenido que añadirle un poco de harina al formar los bollos, por lo demás es bastante mecánico y sencillo.
Gracias.

Feliz Dolores, semana, es cuestión de coger el ritmo, de acostumbrarse a este ritmo tan acelerado y sin tiempo. De comer a deshora y esperar a que Teo duerma para poder trabajar.
Felices besos, semana.
Pepinho.

Laura, algún día… ese día también habré cambiado y sonreído más que hoy,.
Dos mil bicos.

Qui, quae, quod, me parece que alguien si comprende a la perfección porqué lo hago. “Porque es imposible convivir con ello”, “porque no quieres agobiar ni CULPAR”, me gusta. No la culpo a ella ni a mi entorno, ni a nadie. Si acaso me culpo a mí mismo.
Gracias, has hecho que me sienta mejor… y comprendido.

Esti, lo de cantar siempre lo he hecho. Tengo la voz afinada pero grave, por ello, en el semanario no pude entrar en el coro de tiples, demasiado agudos para mi tonalidad. PAsí me dediqué más a aporrear instrumentos y a tocar para esas voces en la iglesia.
Ayer empecé a rememorar esos momentos bajándome el teclado del trastero, una forma buena de relajación, los de viento hace tiempo que los tengo desperdigados por el estudio. No los he usado demasiado para no molestar al vecindario.
Gracias.

Carlos, es bueno conocer tu nombre.
Hace un tiempo hicieron un estudio sobre las características personas que habían sobrevivido a grandes accidentes o catástrofes. Descubrieron que las que habían sobrevivido no eran las más fuertes, eran las que tenían verdaderos motivos o deseos para vivir, principalmente afectivos. Yo tengo uno y alguno más.
Gracias y otro abrazo.
Pepinho.

Harry Haller dijo...

Sólo dejan 4.000 y pico caracteres por comentario... He tenido que hacer como con los SMS, trocearlos

Berta dijo...

Ummmmm pues trocea todo lo que quieras que a mi me encanta leerte en varias entregas.

Llévame a ese lado, tal vez oscuro?????

Creo que T es el niño más mimado de Internet. Todo el mundo le manda muacs y le dice palabras bonitas. De mayor tienes que dejarle leer lo que despertó entre tus seguidoras, jaja.

Si son cosas de la edad, por qué a mi sólo me tocan los achaques y no la cordura?

Muacs llenos de croquetas de mejillones

Gloria dijo...

Besoos con esperanza para tì y Teo, y eso que hoy he llorado mucho !! besoos, xxxGloria

Gloria dijo...

Me ewncantan yus manos, repito! Gloria

Rosita dijo...

La importancia de llamarse Pepinho...
provocar que tus amigos de blog PIENSEN cada vez que abren 'tu página de diario'..., y hasta más allá, que se acuerden de ti cuando luego ven un anuncio, una cosa dulce, oyen una reflexión... Eres un VIP (pero de los de verdad). Grita aquí todo lo alto que quieras y puedas, somos unos vecinos muy permisivos... el cariño, Pepinho, es así! Esa pregunta que te has hecho sobre el 'tema polémico' es bien inteligente; estoy tan de acuerdo, pero no me extiendo más, por no encender la yesca, y para respetar el precioso clima de respeto que has sabido crear.

Perooooo.... ay!, que ante estos bollos voy a perder todos los modales! Uuuuuuuuhm! No se me había ocurrido rellenarlos con un cubito de ganache, y eso que es como relleno los coulants. Por cierto, que cubitera más mona tienes, no?, o es un molde para bombones? Qué bien y rápido que leva todo ahora. Ayer hice rollos de brioche con crema y chapatas, y el resultado me puso de tan buen rollo! Es como dices, muy agradecido, y además te lo programas dependiendo de tu tiempo. Estos bollos tuyos, ya sabes, caerán pronto, ya te contaré.

Al leer la frase 'crecer es duro', me he acordado de ese anuncio de coches en el que los niños explican lo duro que es ser hijo :·] Me gusta! Porque... no nos gusta que nos vistan de flor...
Estoy segura que Teo tendrá tan pocas frases de queja; todos sabemos que no es nada cierta esa frase de 'mal profesor y peor padre'. Eso ha sido un autocastigo de profesor demasiado duro. ;·)

Un abrazo, y hoy, el beso... para Teo.

idu dijo...

En una mano, los bollos, en la otra, el bikini... a la porra, este año, bikini con flotador incluido.
Animo, pronto llega San Juan, ¿has pensado en que hechar a la hoguera?

Fargo dijo...

Hola!

En esta receta utilizas manteca de cerdo. Me gustaría saber si se pierde mucho utilizando mantequilla o margarina.

Otra cosa: ¿sabes cuál es el azúcar lustre? ¿dónde compralo? porque tengo un libro de postres en el que aparece a menudo y nunca oí hablar de él.

Espero que no te importe que te pregunte tanto, tengo mis dudas y creo que puedes ayudarme.

Gracias.

Harry Haller dijo...

Querido diario:
Yo me explico aunque no se me entienda. Se veía venir, eso de tirar la piedra y esconder la mano; de dar preavisos, que se cumpla a pies juntillas y haya espantada. Para tonto yo, por partida doble. Cada cual debe atender a sus responsabilidades.

¡Por fin! Teo se acaba de quedar dormido, y yo todavía con mil cosas que hacer, y se me da por perder el tiempo desahogándome con unas palabras (y sin leer los comentarios). Al final le he dado paseíllos de ida y vuelta, de un par de metros, con el maxi-cosi por el salón, cantándole la nana de mamá: “Este niño tiene sueño, tiene ganas de dormir, tiene un ojito cerrado y otro no lo puede abrir,…. Ahh, ahhh, ahhh”. Estoy agotado, tengo que dormir, no puedo más. No he preparado las nuevas transparencias y tengo que poner dos exámenes. Iba a ser sólo uno pero me lo han pedido expresamente…

¿Qué hago? Me tomo una tila doble y me voy a dormir, me quedo preparando clases para nada (como ayer hasta las 3), empiezo a programar los exámenes, me busco una soga,.. No sé, por el momento seguiré (si Dios quiere) con esto mañana. Como decía Scarlett O’Hara: “After all... tomorrow is another day!”…

Un beso para tod@s.

PD.: la mantequilla o margarina también le sientan bien (el último mensaje siempre lo leo de reojo)

Berta dijo...

Cuídateme mucho y quiérete más.

Muacs llenos de ganas de ayudar.

Berta dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Gloria dijo...

Estoy de acuerdo con Berta, cuídate por Teo. besoos, Gloria

Citlalli dijo...

Hola Pepinho!!! este dia hare los bollos, el ganache esta listo, pienso en tambien ponerle unas lineas por encima de chocolate blanco, los estoy saboreando desde ahorita, solo tengo miedo que no leve lo suficiente por la humedad, ya que aqui en Jalisco, Mexico, esta llueve que llueve, en fin, espero que me salgan aunque sea la mitad de deliciosos que se ve estan los tuyos. Que estes bien! Por cierto es bueno quejarse siempre y cuando seas un ser humano amoroso y compasivo y te brindes a ti mismo la atencion y la comprension que mereces, aparte acuerdate, quejarse es gratis, es un deporte, un derecho, un provilegio y sobre todo un deber!!! Saludos!!

Publicar un comentario en la entrada

Opina, pero con respeto para tod@s. Nadie es perfecto.